7 Errores tributarios de un emprendedor al comenzar su negocio

0
683

Emprender no es fácil, y los inicios tienen sus desafíos, pero entender el sistema tributario te facilitará el camino, ahorrarás en costes y muchos dolores de cabeza.

Estos son los principales errores que cometen los emprendedores en sus inicios, y a muchos les cuesta superar.

  • No entender el IVA (Impuesto al Valor Agregado): Constante y erróneamente los emprendedores consideran al IVA como parte de su ingreso y por esta razón no contemplan en sus precios de venta. El IVA es un impuesto indirecto, que no es tuyo, no saber separar este impuesto de tus ingresos y gastos puede llevarte a la pérdida de tu negocio.
  • No guardar los comprobantes de costos y/o gastos: Todos los comprobantes de tu negocio deben guardarse por el lapso de 5 años a contar desde su vencimiento, además para utilizarlo dentro de tu contabilidad y/o liquidación de impuestos deben tener relación con tu actividad económica y deben estar a nombre de la razón social acompañado del RUC, ningún comprobante de egreso debe ser expedido con el nombre de fantasía del negocio.
  • No separar finanzas personales del negocio: Mezclar tus finanzas personales con las de tu negocio habla de tu necesidad de ordenar los gastos e ingresos que tienes. Tener un presupuesto personal y realizar una planificación de finanzas estratégica para tu empresa son las claves para mantener el orden en las finanzas de ambos aspectos de tu vida, al no hacerlo podría afectar la rentabilidad que buscas en tu negocio.

Para evitar este dolor de cabeza: Asígnate un “sueldo fijo”, sé el primero en cobrar mensualmente y si le “prestas” dinero al negocio, sé meticuloso en el registro y «cobra» rigurosamente.

  • Olvidar las fechas de vencimiento del IVA: Mensualmente vendas o no vendas debes declarar tu IVA a la SET, por lo mismo, anota tu fecha de vencimiento en tu agenda y/o calendario porque tiene multas e intereses al presentar después del vencimiento.

Ten en cuenta el Decreto N° 3740/2020 “Sin contravenciones hasta el 31/10/2020”.

  • Elegir mal la obligación fiscal: Tus obligaciones fiscales determina como y cuando se pagan los impuestos, y que tipo de registros necesitas para sustentar tu tributación. Manejar tu nivel de facturación anual te ayudará a ser contribuyente de la obligación acorde a tu movimiento comercial y optimizar costes, no te olvides de tener en cuenta tus obligaciones laborales y legales. “Una buena planificación fiscal es clave para sacar el mayor rendimiento a tu negocio”.
  • Elegir mal la forma jurídica de la empresa: En caso de formar parte de una sociedad, debes elegir la forma jurídica que mejor se adapte a las necesidades del negocio, es de vital importancia porque de esta elección va a depender los trámites a realizar, además de las obligaciones fiscales, jurídicas, societarias y laborales.

Tener presente las reglamentaciones vigentes de la Abogacía del Tesoro, para cumplir con los plazos establecidos, evitar pagar multas y otros tipos de sanciones.

  • No pagar impuestos: El pago de impuestos mensual (IVA) y anual (renta) habla de tu rentabilidad e inversión empresarial, este punto es decisivo en el momento de buscar inversionistas y/o aliados, para ser proveedor del Estado, o para solicitar créditos, porque estas respaldan la capacidad financiera y/o de pago de tu negocio.

«Aumentar las ventas de tu negocio no te hace pagar más impuestos. El pago de impuestos es la consecuencia de un resultado».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here